El paso del huracán Irma, de categoría 5, devastó los Cayos de la Florida así como las Antillas, donde Cuba y varias islas menores enfrentan una costosa recuperación.

Irma, degradada a depresión tropical luego de ser uno los huracanes más potentes registrados en el Atlántico, continuaba su ruta norte-oeste sobre el estado de Alabama, dispersándose hacia Tennessee. Su arrasadora trayectoria de miércoles a domingo dejó al menos 40 muertos en el Caribe y Florida.

Imágenes satelitales de la NASA muestran la destrucción que dejó la semana pasada el fenómeno natural en Barbuda. Con una población de unas 1 800 personas, Irma provocó "una devastación absoluta", reconoció su primer ministro Gaston Browne. En las fotografías se observa el antes y después del paso del huracán.

El fenómeno también azotó a las Islas Vírgenes Británicas, donde podían verse yates amontonados unos encima de otros en las marinas y decenas de casas en la capital Road Town sufrieron daños importantes.

Según explicó la NASA en Earth Observatory, el color marrón se debe a que la vegetación pudo ser arrancada, como se vio en muchas imágenes sacadas desde la tierra o el aire, o que la sal del agua de mar arrastrada por el ciclón haya secado las hojas de los árboles aún en pie.

Las imágenes fueron tomadas a finales de agosto y luego el pasado 8 de septiembre.

(EC)
 

Facebook

DALE CLICK EN ME GUSTA