Los pobladores del cantón Tena, afectados por el desbordamiento de los ríos del sector, empiezan la tarea de superar la crisis y reactivar su economía, para lo cual BanEcuador B.P, el banco del pueblo, movilizó a sus funcionarios para proponer soluciones financieras en beneficio de los  ciudadanos.

En la mañana del viernes 8 de septiembre, un masivo encuentro con los moradores del barrio Tereré y las autoridades de BanEcuador,  permitió intercambiar ideas y conocer las necesidades de los sectores  productivos y económicos de la localidad, con el propósito de activar a la brevedad posible sus negocios, en gran parte familiares, a los que el desborde los ríos les dejó diferentes grados de afectación.

Juan Carlos Zambrano, Gerente Zonal 2 de la entidad, anunció que se pueden aplicar procesos de arreglo de obligaciones, lo cual les permitirá atender la emergencia  y reprogramar el ritmo de pagos, en la medida en que las personas vayan recuperando su nivel productivo.

De la misma manera, BanEcuador B.P.,  propone la entrega de capital de trabajo para las unidades productivas, a través de la línea de microcrédito, que contempla montos de hasta USD 20.000, al que pueden acceden con firmas solidarias como garantía y se aprueban en un promedio de 5 días.

 

La cercanía con los ciudadanos y la presencia en territorio de los oficiales de negocio de BanEcuador B.P., significa acudir a los lugares en donde la emergencia afectó los entornos productivos y de vivienda. Zambrano refiere que todo el frente comercial del banco se encuentra desplazado en territorio, levantando información y receptando las solicitudes de crédito.

Las visitas de los oficiales de negocio se han realizado en el sector de El Malecón, Bellavista Baja y otros barrios urbanos que son los que mayores estragos sufrieron con el desborde de los ríos, calculando que son 405 familias, que equivalen a 1.730 personas, las que requieren atención urgente a su problemática; sus principales actividades económicas giran en torno al comercio, servicios y artesanía; especialmente la ebanistería.

Las lluvias y la crecida de los ríos dañaron locales, materia prima y maquinaria; para su reposición hace falta capital de trabajo, que puede ser financiado por BanEcuador B.P, entidad que en la provincia de Napo, en 16 meses, ha realizado más de 5.170 operaciones de crédito por un monto superior a los USD 17.4 millones

(BE)

Facebook

DALE CLICK EN ME GUSTA